El claroscuro de Caravaggio se convierte en tendencia actual

Es indudable que los colores básicos vuelven en cada colección como un hito que todos adoramos combinar, y que gamas de blancos y negros nunca pasan desapercibidos por mucha neutralidad que pueda parecer que poseen. Los básicos regresan a las pasarelas, pero no son la única tendencia que renace. 

En estas últimas temporadas, las múltiples combinaciones han estado a la orden del día de cualquier armario que se precie, y con ellas aparecen los incomparables contrastes.  

Cualquier tendencia actual puede ser comparada con nuestros antepasados y, en este caso, los contrastes aparecían en nuestra sociedad ya durante los siglos XV y XVI, en el Barroco, con los maestros renacentistas y bajo el nombre de claroscuro —chiaroscuro en su original italiano—.  

En la historia del arte, esta técnica se enfocaba en las sombras y en utilizar una sola fuente de luz para obtener profundidad y tono fotorrealista, bajo las manos de Caravaggio o Rembrandt, y actualmente en nuestras pasarelas ocurren situaciones similares. En nuestras tendencias, enfocamos toda nuestra atención en una prenda principal, que combina con ciertos complementos y, a la vez, entra en contraste con otros elementos del outfit debido a su gama cromática, sus líneas, su estilo, y un largo etcétera. 

En este caso, el contraste de luces y sombras en la fotografía realza nuestro jersey oversize granate combinado con unos botines negros que esbeltecen la figura femenina. La claridad del tono de la piel que consiguen unas medias sin apenas color contrasta con el frío del resto de colores, y la combinación del outfit con algún collar llamativo o pendientes largos de plata se adapta, sin mayor problema, a este nuevo clásico de la moda.  

Una vez más, adoptar estilos pictóricos en nuestros outfits resulta inspirador y, sin duda, un acierto absoluto para tardes de paseos o citas especiales. Conceptos novedosos de colores que chocan entre sí excepto cuando la sintonía de la contraposición es elegante y atrevida a la vez. Todo ello supone la moda de los contrastes y, desde CAMS, ¡ya hemos tomado nota! 

Fotografía: Sonia Cuevas

Deja un comentario