El café para llevar más moderno y rápido de Madrid

Localizado al principio de la calle Fuencarral, justo al lado de la parada de metro de Quevedo, The Coffee apuesta por un servicio de café para llevar especialmente rápido y cómodo, y todo, a través de una aplicación móvil.

Sin palabras

Uno de los rasgos más destacados de la modalidad «take away» de esta cafetería, es la posibilidad de pedir el café sin necesidad de decir ni una sola palabra, y llegar únicamente cuando esté ya preparado.

Para ello, la marca cuenta con una aplicación, llamada como la cafetería: «The Coffee», te guía por todo el proceso de pedir y pagar tu café de una forma muy rápida e intuitiva.

En primer lugar, aparece una pantalla en la que tienes que elegir la localización de la tienda en la que vas a realizar el pedido. Por ahora solo hay una en Madrid, así que este paso es bastante sencillo.

Una vez elegido, e introducido tu nombre y el método de pago. Te aparece una línea temporal con las personas que están delante tuyo en la fila, y debajo, el tiempo de espera hasta que esté preparado tu café. – En mi caso me apareció una cuenta atrás de 2 minutos desde que empecé el pedido -. O sea, que es súper poco tiempo el que tienes que esperar.

Seguidamente aparece todo el menú que tienen disponible. Dividido en las categorías de «puristas»(40-410ml), «bebidas calientes»(230ml), y «bebidas frías»(410ml). Ofrece un amplio rango de cafés de especialidad pasando del «true white» (café con leche más normal), a un «iced latte» (café con leche con hielo) e incluso bebidas más dulces como el «flat caramel» (café con leche con caramelo), el «vanilla latte» (café con leche con vainilla, o incluso un «matcha latte» (una especie de té verde con hojas).

Finalmente te deja personalizar el café, por si lo quieres con tapa, sin tapa, con leche de avena, o si quieres menos café. Y una vez completado este último paso, se termina el proceso y ya está el café pedido.

¡Todo listo!

En ese momento, aparecerá una notificación como que han empezado a preparar tu pedido. Y cuando esté todo listo, esa misma notificación se repetirá avisándote de que ya puedes acercarte a retirar el pedido.

¿Cómo es el sitio dónde se recoge el café?

La cafetería en cuestión es mucho más pequeña de lo normal. Únicamente consta de una barra en la que poder acercarte para retirar el café. Y el interior está reservado exclusivamente a los empleados que preparan el café. El estilo en general, tanto de la marca como del local, es muy minimalista. Madera, luces cálidas y tan solo un par de colores.

Local de «The Coffee» en Madrid, Calle Fuencarral.

¿Vanilla Latte?, marchando

En cuanto al café, quise pedirme algo diferente, un tipo de café del que había escuchado muchas cosas buenas pero que no había probado nunca. Así que en el momento de elegir, seleccioné el «vanilla latte». Que con un precio de 3,6€ me sorprendió para bien. El café de especialidad estaba bastante bueno, y el toque final de vainilla, le daba el regusto perfecto para terminar el sorbo.

¡Está que arde!

Si eliges una de las bebidas calientes, hay que tener en cuenta que están literalmente recién hechas, pero incluso eso lo habían tenido ya en cuenta. El recipiente en el que venía el café, siguiendo el diseño minimalista de la tienda, es de cartón bastante grueso. Así que por muy caliente que esté, es difícil que te quemes llevándolo en la mano.

¿Mereció la pena?

Si bien es cierto que el café estaba muy bueno, y la experiencia de pedirlo fue muy cómoda y satisfactoria. – Con especial mención a la modernidad de pedirlo mediante una aplicación, y la eficiencia de apenas perder tiempo esperando -. El precio del mismo me pareció un poco elevado para el tamaño que tenía (230ml). Lo equivalente a un café con leche medio que se podría pedir en cualquier cafetería, el sabor y experiencia no serían lo mismo, pero el precio sí que sería mucho más reducido.

Pero aún así, es una experiencia que recomendaría si te ha surgido curiosidad leyendo este artículo, y te gusta el buen café, porque he de recalcar que con el toque de vainilla estaba buenísimo. Además, puedes disfrutar de un buen paseo por la calle Fuencarral, mientras disfrutas de tu bebida para llevar.

Deja un comentario